miércoles, abril 26, 2006

LEHMANN MATA LA ILUSIÓN DEL VILLARREAL


Se acabó el sueño del Villarreal. Todo porque Riquelme falló un penalti en el minuto 89 que hubiera forzado la prórroga. Lehmann detuvo el disparo del argentino. Así pues, será el Arsenal el que viaje a París para disputar la final de la Liga de Campeones. Ahora toca ver lo que hará el Barça con el Milan. En cualquier caso, mi reverencia hacia el equipo de la Plana Baixa. En serio.

2 comentarios:

nacho dijo...

"Todo porque Riquelme..." me parece una frase fácil y tramposa. Los argentinos no son piedra de mi adoración, pero creo que el futbol significa algo más que un individuo talentoso. El futbol son 11 elementos que buscan un objetivo, si fallan en el objetivo es su problema. El delantero que falla, el portero que acierta, el defensa que resbala o el mediocampista que anota, son resultado neto de una jugada, de un crucigrama que han creado todos, incluido el técnico. Entonces, el Villarreal no llegó a la final por una y mil razones: El Guille Franco no anotó cuando pudo hacerlo, Thierry Henry no anotó tampoco; Forlán falló sus aproximaciones clarísimas, y así sucesivamente.
.
Riquelme falló a la hora decisiva, pero olvidamos que cada minuto de juego componen la "hora decisiva".
.
___El portero del Arsenal detuvo la pelota. Es un acierto como el que tuvo el africano defensor en el partido de ida. La ventaja es una prostituta que busca al mejor postor.
.
Te mando un abrazo.
.
nacho mondaca.

javierlunaro dijo...

Firmo el 90 por ciento de lo que dices. El fútbol lo componen mil factores, aunque nos quedemos con Riquelme y el penalti, que es lo que compone el titular periodístico y lo que va a pasar a la épica. Por cierto, ¿qué es eso de la prostituta que busca al mejor postor?