sábado, junio 28, 2014

TESTIGOS DE JEHOVÁ Y SU CARÁCTER MISERABLE


"La Atalaya" y "¡Despertad!" son las revistas de Testigos de Jehová. Ví que las habían dejado allí en el hospital, a ver si alguien pica. Los dos 'magazines' están plagados de gente que va a disfrutar en una especie de paraíso eterno en la Tierra, ¡pero serán únicamente 144.000!, ¡y todos Testigos de Jehová!, ¡y con 4 millones de miembros! ¿Qué van a hacer? ¿Un sorteo? Y siempre están diciendo que se acaba el mundo, en diferentes fechas: 1874, 1914, 1925, 1975, etc. La organización, que fue iniciada por Charles Taze Russell en 1872, sorbe los cerebros de miles de adeptos y compra sueños, ilusiones y desesperaciones. Por eso dejaron sus revistas en un hospital oncológico.

Y con esto ha habido mucho negocio: para 1982 el complejo de publicaciones de los Testigos producía 100.000 libros y 800.000 ejemplares de sus dos revistas ("La Atalaya" y "Despertad") ¡diariamente! El motivo es que cada miembro, incluído el padre, la madre y los hijos deben comprar un libro cada uno. Son más de 4 millones en todo el mundo. En teoría en el famoso paraíso van 144.000 seres humanos. Yo en su lugar ya estaría organizando unas oposiciones o algo así ya que "sólo los miembros de su orgnización serán salvos" y yo creo en mi ignorancia que seguro que habrá un atasco. Y lo peor de todo es lo que se inventaron allá en 1985: "las transfusiones de sangre son pecado". Aún peor es que muchos padres han dejado morir a sus hijos por este "pecado". De acuerdo con la libertad absoluta de conciencia que siempre he apoyado, reciclé las revistas más pronto que tarde.

No hay comentarios: